Viagra Cialis Levitra Kamagra

¿Qué es la impotencia?

La impotencia es la incapacidad de lograr o mantener una erección suficiente para tener relaciones sexuales. Puede ser causada por toda una serie de factores que incluyen:

La impotencia afecta a alrededor de la mitad de todos los hombres de edades comprendidas entre 40 y 70. Sin embargo, no es simplemente una condición para los hombres mayores - un estudio encontró que alrededor de 1 de cada 4 hombres con impotencia eran menores de 40 años.

Hay muchos tratamientos para la impotencia, pero por lo general se dividen en dos categorías:

  1. Tratamientos a corto plazo (es decir, Viagra)
  2. Tratamientos de la causa a largo plazo (es decir, cambios en el estilo de vida)

Por lo general, una combinación de los dos dará lugar a las mejoras más satisfactorios. A continuación ofrecemos una lista de los tipos de tratamientos más comunes para la impotencia a corto y a largo plazo.

Tratamientos para la impotencia a corto plazo

La Viagra y otros inhibidores de la PDE-5

viagra power El tipo más popular de tratamiento de la impotencia a corto plazo es el inhibidor de la PDE-5. Este es un tipo de comprimido oral tomado antes del sexo para ayudar temporalmente a aumentar el flujo sanguíneo hacia el pene. El más conocido inhibidor de la PDE-5 es el la Viagra, pero hay varias alternativas eficaces. Haga clic aquí para ver las alternativas a la Viagra.

Los inhibidores del PDE-5 no son afrodisíacos - por lo que aún tendrá que ser excitado sexualmente para que puedan funcionar. También tienen que ser tomados alrededor de 15-60 minutos antes del acto sexual, dependiendo del tipo, y su efecto tiende a durar unas 4-6 horas. La única excepción a esto es Cialis, cuyo efecto puede durar hasta 36 horas. Debe usted tratar de evitar el consumo de comidas pesadas y el beber más de un par de unidades de alcohol antes de tomar un inhibidor del PDE-5. Ya que estos factores pueden limitar la eficacia del producto.

Los tratamientos a corto plazo (tales como la Viagra) están disponibles para ser comprados en línea.

Tratamientos físicos

Las bombas de vacío y los anillos de constricción pueden ser opciones viables para los hombres que desean tratar su impotencia a corto plazo. Una bomba de vacío es un dispositivo que se coloca sobre el pene y se bombea para inducir una erección. Una vez erecto, un anillo de constricción se coloca en la base del pene para atrapar la sangre en la zona. Esto permite a un hombre mantener una erección durante el acto sexual. Las bombas de vacío y los anillos de constricción se pueden utilizar juntos y han demostrado ser muy eficaces en algunos hombres.

Los tratamientos a largo plazo para la impotencia

Los tratamientos para la impotencia a largo plazo son más complejos, ya que están relacionadas con las causas de su disfunción eréctil. Estas causas generalmente se dividen en tres categorías: factores físicos, psicológicos o de su estilo de vida.

Las causas físicas y sus tratamientos

Las causas físicas de la impotencia pueden incluir:

Hay muchas condiciones físicas que pueden causar impotencia, por lo que hay una gran variedad de tratamientos. Pero en el caso de condiciones comunes, tales como las enfermedades del corazón, la diabetes y el colesterol alto, el curso típico del tratamiento implicará el ejercicio y una alimentación saludable.

El factor estilo de vida y sus tratamientos

El factor estilo de vida esta generalmente relacionado con las prácticas poco saludables de su vida diaria que pueden contribuir a la impotencia. Estas incluyen el consumo excesivo de alcohol, el consumo de drogas, una dieta poco saludable y el no hacer ejercicio. Los efectos negativos de estos malos hábitos pueden ser de largo alcance, a veces provocan las causas físicas y psicológicas de la impotencia.

Sin embargo, en ciertos casos, las prácticas saludables también pueden conducir a la impotencia. Por ejemplo, se ha descubierto que algunos hombres que andan en bicicleta regularmente, sufren de disfunción eréctil. Si cree que esto es aplicable a usted, se recomienda dejar la bicicleta durante unas semanas para ver si nota usted una mejoría.

Con buena salud

La impotencia a menudo requiere tratamientos específicos. Aunque, en términos generales: cuanto mejor sea su salud, mejor será su vida sexual será. El ejercicio y una dieta saludable pueden contribuir significativamente a una mayor autoestima, a mejorar la resistencia y a tener una mejor salud mental. Todos lo cual puede marcar una gran diferencia cuando se trata de sexo y las relaciones.